RSS

Temiendo a Dios, no al hombre

11 Ene

Una flor, si la aplastas bajo tu pie, te recompensa dandote su perfume. Asimismo los cristianos, torturados por los comunistas, recompensan a sus verdugos con amor.

Llevamos a muchos de nuestros carceleros a Cristo. Y estamos dominados por un deseo: darles a los comunistas que nos han hecho sufrir lo mejor que tenemos, la salvacion que viene de nuestro Señor Jesucristo.

Richard Wurmbrand :: Fundador de ‘La Voz de los Martires’, paso 14 años en una prision comunista, Rumania en los años 1940,1950 y 1960.

 
Deja un comentario

Publicado por en enero 11, 2006 en Rumania

 

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: